NHC

NHC

5 consejos para sanear el pelo cuando acabe el verano

5 consejos para sanear el pelo cuando acabe el verano



5 consejos para sanear el pelo cuando acabe el verano

Nada dorado puede permanecer, decía la famosa Novela de Rebeldes. Eso sucede con el verano, que poco a poco languidece y en un par de semanas tocará a su fin, sustituyendo los días largos de sol, playa y salitre por jornadas otoñales más frescas y surcadas de setas, hojas secas y paseos matutinos.

5 consejos para sanear el pelo cuando acabe el verano
NHC Centros Capilares y Soluciones para tratamientos oncológicos

Durante el período estival es habitual que el pelo se deteriore, puesto que nos bañamos con frecuencia en el mar, exponemos la melena al sol, lo lavamos y recogemos con mayor frecuencia y estamos más expuestos a factores ambientales como el calor y la humedad. Por eso, hoy queremos compartir contigo cinco trucos o consejos valiosos para sanear el pelo cuando acabe el verano.

Sigue leyendo si quieres empezar el otoño con buen pie.

5 trucos para sanear el pelo al acabar las vacaciones

Así puedes dejar tu melena como nueva al finalizar el verano.

  • Hidratación a tope: Aunque te avisamos de que llevases gorra o pañuelo y apostases por no exponerte a las horas punta, es probable que la incidencia de los rayos del sol haya hecho mella en tu cabello. Si lo notas seco, estropajoso y falto de brillo, ha llegado la hora de aplicar un tratamiento hidratante. Si pasas de uno convencional, puedes apostar por una de las sencillas y nutritivas mascarillas caseras que te explicamos cómo hacer, paso a paso, en este artículo. ¡Tampoco olvides beber mucha agua!
  • Adiós a las puntas abiertas: Un pequeño (o grande) corte de pelo no está de más al finalizar el verano. Cortar las puntas abiertas te permitirá que el pelo crezca más rápido, fuerte y robusto, evitando nudos, roturas y la apariencia laxa y desmejorada del cabello estropeado. Tras deshacer las maletas, no olvides visitar a tu peluquera favorita.
  • Evita el secador: Aprovecha que durante septiembre y octubre las temperaturas son lo suficientemente agradables para permitir que tu pelo se seque al aire libre o al menos, emplea el secador en frío y con una distancia superior a 30 centímetros de tu cabeza. Recuerda que las fuentes de calor, incluyendo tenacillas o planchas del pelo, pueden quemarlo y restarle tanto vigor como brillo.
  • Cuida tu alimentación: Es probable que durante el verano hayas dado rienda algún exceso, hayas bebido más alcohol del recomendado o tu alimentación no haya sido la más óptima. Para la `vuelta al cole´ desdeña ultraprocesados, azúcares refinados, carnes rojas o fritos y apuesta por una dieta rica y completa basada en granos enteros, pescado, vegetales y frutas frescas y de temporada, legumbres y frutos secos. Tanto tu cabello como el resto de tu organismo te lo agradecerán.
  • Champús naturales: Desdeña los productos para tu pelo que tengan parabenos o siliconas. Estos lo muestran brillante pero secan, opaca y deterioran tu melena a largo plazo, puesto que taponan la cutícula, asfixiando la entrada de nutrientes a tu cuero cabelludo.

¿Ya tienes claro todo lo que necesitas para sanear tu pelo después del verano? ¡Te deseamos un feliz retorno a la rutina!

Cómo puede afectar la llegada de la primavera a tu pelo

Cómo puede afectar la llegada de la primavera a tu pelo



¿Cómo puede afectar la llegada de la primavera a tu pelo?

Son muchas las personas que tienen dudas acerca de la llegada de la primavera y cómo esta estación afecta al pelo. Muchas mujeres perciben una mayor caída o fragilidad del mismo. Efectivamente, a lo largo de estos tres meses es mas frecuente que el cabello se caiga. Sobre todo respecto a otras estaciones como el verano o el invierno. Un fenómeno que se conoce como caída estacional. Ahondemos en ello.Cómo puede afectar la llegada de la primavera a tu pelo

Recordamos que de media lo habitual es tener unos 100.000 pelos en la cabeza, perdiendo entre 50 y 100 cada día. Estas cifras no suponen ningún problema capilar. Aunque veamos pelos en la almohada tras dormir o en el cepillo cuando nos desenredamos el pelo después de la ducha no constituye ningún indicio de alopecia. De hecho, gracias al ciclo de vida del cabello recuperamos el pelo con la misma velocidad con la que lo perdemos.

Cada cabello cuenta con tres fases. La primera es la de crecimiento. comprendida entre los dos y los siete años. Cuando cada diminuto pelo emerge tras nacer de su pertinente folículo piloso. El período de transición dura cerca de tres semanas. Es cuando el cabello para de crecer tras nutrirse, perdiendo agarre con respecto al cuero cabelludo. Finalmente, la caída equivale a la fase de reposo, que suele durar entre dos y cuatro meses y que precede a la caída natural. Este es el ciclo normal, aunque la alopecia provoca que no exista reemplazo o que el equilibrio se rompa.

Aunque no exista consenso científico sobre la caída estacional, esta es reportada por multitud de mujeres. Las causas oscilan. Desde la coincidencia en la fase capilar -que propicia que se pierda bastante cabello a la vez, aunque el fenómeno es totalmente normal- a las alteraciones hormonales. También a modificaciones alimenticias -la caída puede deberse a la carencia de minerales como hierro, selenio y zinc, las vitaminas A, B y C o proteínas-. Los problemas emocionales, ansiedad o estrés crónico. Esto provoca estar más nerviosos o cansados, afectando al pelo. Otra posibilidad es que estemos castigando de más el cabello con exceso de productos, secador o planchas. Demasiada exposición al sol en período primaveral o contacto con el cloro de la piscina o el salitre del mar.

¿Qué hago en mi cabello con la llegada de la primavera?

Si detectas que tu pelo se cae más durante la primavera resulta esencial que repares. Debes ahondar en las causas del problema. Detecta si la caída es normal y sobre todo, modifiques tus hábitos si estos pueden tratarse del origen de la pérdida. Cuida y enriquece tu alimentación. Alimentos imprescindibles como vegetales frescos, fruta, frutos secos, pescado azul o aceite de oliva, claves en la dieta mediterránea. ¡Y no olvides hidratarte lo suficiente!

También es importante sanear tu pelo. Cortándote las puntas. Tener buenas rutinas de descanso, evitar el tabaco y el alcohol. Debes practicar deporte habitualmente y escapar del estrés cultivando tus aficiones. Leyendo, meditando o pasando tiempo con tus seres queridos. Los nervios y las emociones negativas pueden estar detrás de la caída del cabello.

Si la caída es grave, persistente o repentina acude a un especialista para que elabore un diagnóstico, sea o no primavera.

 

A qué edad es más común que se empiece a caer el pelo

Primer año caída del pelo



A qué edad es más común que se empiece a caer el pelo¡

Son muchas las personas que quieren saber a qué edad es común que comience a caer el pelo. Lo que se conoce como alopecia. Como ya hemos comentado en numerosas ocasiones, obedece a causas muy diversas. La más común se trata de la variante androgenética, también conocida como calvicie común.Primer año caída del pelo

Lo habitual, en líneas generales son dos casos. O bien que se inicie en la adolescencia o al comienzo de la edad adulta. Expresándose por completo en torno a los cuarenta años de edad, siendo estos patrones de edad comunes para ambos sexos.

Aproximadamente la mitad de los hombres y de las mujeres padecerán alopecia a lo largo de su vida. Una cuarta parte de los varones sufren calvicie común a partir de los 25 años. Porcentaje que sube al 40% al cumplir los 40 años. Y hasta un 50% precisamente en la cincuentena. En las mujeres se manejan cifras similares. Más bajas con respecto al porcentaje de afectadas en la juventud. Cada vez es más común el factor psicológico y el estrés incida en el problema. De hecho, un 60% de las personas tienen su primer caso de caída de cabello a partir de los 20 años.

Detección temprana de síntomas, la clave

Es fundamental estar alerta ante la aparición de los posibles primeros síntomas -sin confundirlos con la caída estacional-. En todos los casos el folículo piloso sufre una miniaturización progresiva previa al pelo terminal. Esto es fruto del efecto de los andrógenos -siendo el más activo la hormona dehidrotestosterona-. Algo que se manifiesta en diferentes áreas sensibles según la persona sea hombre o mujer.

En el caso de los varones los andrógenos que propician la alopecia androgenética suele ubicarse en la zona media. Encima de la frente y la coronilla. Afectando en la zona superior y central de la cabeza a la mujer, que experimenta cómo su cabello clarea y pierde densidad. En un lenguaje más coloquial. Lo habitual es que los hombres tengan entradas y pérdida difusa en la parte superior de la cabeza. Las féminas, en lugar de una pérdida tan obvia de pelo o calvicie total en algunas áreas experimentan un retroceso de la línea de implantación del pelo, dejando posiblemente a la vista el cuero cabelludo.

En todos los casos y a todas las edades en las que se sufre la alopecia o esta da comienzo tiene lugar un acortamiento y adelgazamiento de los cabellos. Se pierde tanto diámetro como longitud. Constituyendo el rasgo más importante de la alopecia androgenética. Si percibes que tienes el cabello fino, más claro y velloso deberías consultar con un especialista. Solo tras un diagnóstico médico podrás saber las posibles soluciones -que según el grado temprano o avanzado podrán ser desde implantes a cabello sin cirugía, tratamientos con láser o un largo etcétera-.

En cuanto a la edad, es importante resaltar que las tipologías de alopecia que no son la androgenética no pueden relacionarse con ninguna edad concreta. Ya que por ejemplo la difusa está vinculada a las hormonas y a causas endocrinas. Desde problemas de tiroides al efecto de algunos medicamentos. La areata tiene sus raíces en factores tan diversos como el estrés emocional, factores genéticos o reacciones autoinmumes y a la hipersensibilidad. La cicatricial puede acontecer a cualquier edad -teniendo como variantes la subtipologías primaria, adquirida o secundaria-, pudiendo aparecer sin motivo previo alguno tras procesos tumorales, infecciones, tratamientos como la radioterapia, alteraciones del folículo o factores hereditarios.

7 cosas que puedes hacer a diario para cuidar mejor tu pelo

7 cosas que puedes hacer a diario para cuidar el pelo mejor



7 cosas que puedes hacer a diario para cuidar mejor tu pelo

comer más frutas y verduras
NHC Centros Capilares y Soluciones para tratamientos oncológicos

Cuidar el pelo de la forma adecuada es una tarea diaria que no debes pasar por alto. Muchos de los problemas comunes a los que se enfrentan muchas personas -caspa, grasa, caída, pelo quebradizo y un largo etcétera- tienen su origen en los hábitos diarios y el estilo de vida. Ponles solución y especialmente, prevención.

A continuación repasamos siete consejos que te permitirán abordar un mejor cuidado integral de tu cabello. Ganar salud capilar a largo plazo, evitar tener una apariencia frágil y quebradiza te ayudaran a reducir el riesgo de padecer problemas como la alopecia femenina o masculina. Y en general, tener un aspecto más saludable y favorable para tu autoestima.

7 consejos para cuidar el pelo a diario

  • Cuida tu alimentación. Una alimentación deficiente afecta de forma negativa a todo tu organismo. Te expone a sufrir en el futuro problemas como la obesidad, la diabetes, o el cáncer. En lo tocante al pelo, problemas como la anemia se dejan ver en la caída de cabello y un aspecto más débil y frágil también en la piel y en las uñas. Procura llevar una dieta regular y equilibrada con abundancia en proteínas, grasas saludables, carbohidratos complejos, vitaminas y minerales. La carencia del zinc, el hierro o el selenio, vitales para tu pelo, afectan de forma muy negativa a tu cabello. También es importante beber cerca de dos litros de agua al día, clave para contar con un pelo sano.
  • No te seques el pelo a temperatura demasiado alta. Acercar fuentes de calor a escasa distancia de tu cabello lo reseca, por lo que es aconsejable permitir que tu melena se seque al aire libre los meses de más calor del año. Si la temperatura es suave puedes utilizar una temperatura media o fresca con el secador durante los meses de invierno, manteniendo unos 20 o 30 centímetros de distancia del aparato a tu cabeza. Tampoco se aconseja utilizar todos los días productos como la gomina u otras herramientas como tenacillas o rizadores.
  • Emplea mascarillas nutritivas de vez en cuando. Las mascarillas naturales contribuyen a enriquecer, hidratar y cuidar el pelo mejor. Puedes utilizar productos como el aguacate, el aceite de oliva -u otros como el de coco o romero-. El huevo, el limón son excelentes ingredientes. Elabora mascarillas económicas, saludables y de sencilla aplicación que dejen tu cabello estupendo.
  • Cuidado con el lavado. Existen varios parámetros a la hora de lavarse el cabello. Es mejor aclararlo con agua tibia y no muy caliente. Así no se reseca en exceso. Utilizar acondicionador y mascarilla si tienes tendencia a los nudos, y no echar demasiado producto ni dejar restos del mismo en la cabeza.
  • Cepillado adecuado. Es importante no frotar el pelo de forma brusca con una toalla tras finalizar el lavado si no quieres que la caída se acentúe. Puedes envolverlo suavemente en una de ellas. A la hora de desenredarlo, utiliza siempre peines de madera. De esa manera para tu melena recuperara el brillo y suavidad natural y crecerá más sano y fuerte. Procura no dormir con el pelo húmedo ni recogido.
  • Evita peinados tirantes. Procura no llevar siempre el pelo recogido y de ser así -por estética, comodidad o práctica regular de deporte-. Intenta que tus moños, coletas o trenzas no estén demasiado tirantes ni apretados. Procura que los coleteros sean de calidad y no gomas que rompan y quiebren tu cabello.
  • Presta atención a los cambios de tu cabello. La detección temprana es fundamental para paliar y prevenir diversos trastornos relacionados con el pelo, como los diversos tipos de alopecia.

Factores de la caída del pelo en mujeres o alopecia femenina

Factores de la caída del pelo en mujeres o alopecia femenina



Factores de la caída del pelo en mujeres o alopecia femenina

La mitad de las mujeres sufrirán alopecia femenina a lo largo de su vida. Un problema que ha crecido en los últimos años como consecuencia del estilo de vida. La alimentación deficiente, un mayor estrés -vinculado a mayor incidencia de problemas como la ansiedad y la depresión. Los problemas económicos que ha acarreado la depresión o la incertidumbre laboral- o un estilo de vida plagado de malos hábitos para el cabello.Factores de la caída del pelo en mujeres o alopecia femenina

En este artículo queremos repasar cuáles son algunos de los principales factores de la caída de pelo en mujeres o alopecia femenina. No se debe confundir con una caída normal -entre 50 y 100 cabellos al día- o con la caída estacional propia del otoño. Cuando las cifras están por encima de la media algo sucede. En el caso de las mujeres, el cabello comienza a clarear y a perder densidad es importante consultar el problema con un especialista. Realizar el pertinente diagnóstico y prescribir el tratamiento adecuado es esencial. Otros síntomas son el pelo más quebradizo, el aspecto opaco y la pérdida en el área frontal de la cabeza.

Para que puedas salir de dudas, te contamos cuáles son los posibles causas y orígenes de la caída del pelo en mujeres, al margen de la genética.

Factores que propician la caída del pelo en mujeres

  • Factores hormonales. Durante el embarazo, la lactancia o la menopausia puede producirse pérdida de cabello. Existe una causa clara motivada por cambios hormonales como la caída de estrógenos -que repercute en un menor grosor del cabello-. La alopecia femenina también está vinculada a problemas de tiroides, ovarios poliquísticos, 
  • Estrés. Aunque en muchas ocasiones tiene un carácter temporal, el estrés a largo plazo puede propiciar toda clase de problemas en el organismo. Dentro del deterioro de la salud física y mental también destaca la pérdida de pelo. El estrés reduce el flujo de sangre al cuero cabelludo y debilita los nutrientes que recibe el folículo piloso. Es importante intentar detectar y paliar las causas que generan el estrés.
  • Una alimentación deficiente. Si no tomas las vitaminas y minerales que tu cuerpo necesita es muy probable que tu cabello se resienta. Se provocara deficiencias nutricionales y enfermedades como la anemia, vinculada a la caída de cabello. La carencia de zinc, hierro o selenio es mortal para el pelo. También el consumo excesivo de carbohidratos motiva que las glándulas sebáceas produzcan un exceso de grasa imposible de regular por el folículo piloso. No te olvides de tomar al día las dosis recomendadas por la OMS de proteínas, grasas saludables y frutas y vegetales frescos. Así como beber la cantidad recomendada de agua al día.
  • Tratamientos fármacológicos. Diversos tipos de medicamentos como los anticoagulantes, los antidepresivos, los corticoides. También algunos antibióticos y la quimioterapia pueden propiciar la caída de cabello, una cuestión que deberás abordar con tu médico.
  • Enfermedades capilares. La caspa, el exceso de oleosidad o el efluvio telógeno también pueden propiciar caída de pelo en mujeres.
  • Factores ambientales. No hay que olvidarse de los factores exógenos. Los productos agresivos para el cabello, un excesivo uso de plancha del pelo o secador, así como tintes de mala calidad o exceso de decoloración.

Crecimiento del pelo. 5 alimentos ideales para el

5 alimentos ideales para el crecimiento del pelo



Crecimiento del pelo. 5 alimentos ideales para el

5 alimentos ideales para el crecimiento del peloPara un crecimiento del pelo regular y sano el estilo de vida se convierte en un factor de peso muy importante. Ya que existen diversos condicionantes que escapan a nuestro control -la caída estacional, los problemas hormonales, los tratamientos farmacológicos o la herencia genética-. Es importante cuidar aquellos que están en nuestra mano. Evitar el estrés en la medida de lo posible, dormir bien, mantenernos adecuadamente hidratados, realizar ejercicio físico y seguir una dieta completa y equilibrada.

Tal y como subraya la propia Organización Mundial de la Salud, una dieta saludable ayuda a evitar la malnutrición en todas sus formas. Así como de las enfermedades no transmisibles, entre ellas la diabetes, las cardiopatías, los accidentes cerebrovasculares y el cáncer. Algunas de las pautas de la OMS son que el consumo de grasas saturadas debe representar menos del 10% de la ingesta calórica total. La ingesta de grasas trans, menos del 1%. También es importante limitar el consumo de azúcar libre a menos del 10% de la ingesta calórica total. Mantener el consumo de sal por debajo de 5 gramos diarios.

Hoy nos centraremos especialmente en el crecimiento del pelo. Repasaremos cinco alimentos que contienen nutrientes esenciales para que tu melena se desarrolle fuerte, firme, brillante y sedosa.

Una dieta rica en frutas y vegetales frescos es fundamental para un pelo sano

5 comidas clave para el crecimiento del pelo

  • Salmón. Este pescado azul es uno de los alimentos clave para fortalecer el cabello. Gracias a la presencia de vitamina B12, hierro y ácidos grasos Onega-3. Que son responsables de estimular el crecimiento de cabello y hacer más resistentes tus folículos pilosos. Además, un estudio revela que consumir Omega 3 durante seis meses reduce el período de telógeno o fase de reposo de los folículos pilosos. En definitiva, es totalmente recomendable consumir este pescado azul un par de veces a la semana.
  • Ostras. Se convertirán en tus mejores amigas para proporcionar a tu melena el aporte necesario de zinc. Es el mineral asociado al brillo del pelo y que también está muy presente en otro molusco: la almeja. Si no eres muy amiga de estos alimentos marinos, puedes encontrar zinc en carne de cerdo, hígado, huevos, arroz integral, cangrejo, chocolate negro y semillas de calabaza o de sandía.
  • Pollo y pavo. Las carnes magras te proporcionan el necesario aporte de proteína animal. Es necesaria para la producción de un nutriente tan indispensable para el cabello como la queratina. Sin ella, el crecimiento del pelo no es posible. Para la queratina también es muy importante consumir alimentos ricos en vitamina C. Pomelos, naranjas y limones, brócoli, piña, fresas o col rizada, así como ingredientes que tengan vitamina A como calabazas, zanahorias, espinacas, pimientos verdes o albaricoques.
  • Huevos: Deben ser imprescindibles en tu dieta debido a su riqueza en proteína y biotina, además de leucina y otros valiosos aminoácidos. También es muy recomendable prepararte mascarillas caseras que contengan huevo. Si quieres incorporar a tu dieta más alimentos ricos en biotina -fundamental para el cuidado de la piel y el crecimiento del pelo- no olvides comer soja, frutas, frutos secos, aguacate, coliflor, hígado y riñones y cereales integrales, además del citado salmón.
  • Frutos secos: Los frutos secos son imprescindibles para fortalecer y cuidar tu pelo, gracias a la presencia de antioxidantes y vitamina E, que activa el crecimiento. Eso no es todo, ya que también contienen grasas saludables y minerales fundamentales para un pelo sano como el selenio y el zinc. Las reinas de la fiesta son las almendras: tomando 15 o 20 diarias tendrás el 70% del aporte recomendado de vitamina E.

 

¿Qué hábitos debo evitar para frenar la caída del cabello?

NHC centros capilares en Madrid y Valencia



¿Qué hábitos debo evitar para frenar la caída del cabello?

NHC centros capilares en Madrid y ValenciaEn el artículo de hoy te hablamos sobre qué hay de cierto en algunos mitos y leyendas sobre la caída del cabello. ¿Qué hábitos o costumbres favorecen esta caída del pelo? ¿Qué debemos hacer para frenar la caída del cabello?

Lavado y caída del cabello

Existe la teoría o leyenda urbana de que lavarse el  pelo todos los días puede provocar una mayor caída del cabello: Si embargo esto no es cierto ya que el hecho de lavar el cabello no hace que se caiga más.  Es más, el hecho de no lavarlo puede afectar en cambio a una mayor caída y deterioro de la salud capilar. El cabello debe lavarse según las necesidades de cada persona.

Aunque el  lavado no afecta a la caída si es cierto que es en el lavado y en el cepillado del pelo donde percibimos la pérdida de cabello  ya que  estas dos acciones hacen que  los folículos que se van a caer se desanclen del cuero cabelludo.

caída del cabello tratamientos
Alimentación y caída del cabello

En lo referente a la alimentación, no existen las llamadas  “dietas anticaídas milagro”.  Es verdad que para cuidar el cabello y prevenir su  debilitamiento y caída es importante llevar una dieta equilibrada; pero es  un medio más a implementar  para prevenir; pero en absoluto tienen una eficacia definitiva. Es importante llevar una dieta equilibrada y variada, rica en  hierro  y zinc a través de carnes roja, pescados  y verduras. También las vitaminas A y B y abandonar  hábitos alimenticios basados en hidratos de carbono, grasas, sal excesiva  y azúcares.

caída del cabello en las mujeres

Productos químicos para el cuidado del cabello

En cuanto a la utilización de productos químicos y su relación con la caída del cabello; es cierto que los tintes con amoniaco no son buenos aliados cuando se tiene algún problema de caída de cabello; ya que debilitan el pelo haciéndolo más quebradizo.

En NHC estamos convencidos de que la clave para evitar la caída del cabello es la prevención. No es necesario padecer un problema grave para acudir al especialista. Hoy en día los tratamientos capilares no están diseñados únicamente para quienes padecen un trastorno o alteración como la alopecia. Su uso como prevención, resulta insustituibles a la hora de preservar la salud del cabello.  Si de verdad te gustaría conservar el pelo lo debes hacer cuando aún lo tienes.  Hay tratamientos capilares que son de mantenimiento que no son costosos y que además no requieren una presencia continua en el centro. ven a nuestros centros capilares especializados en Madrid y Valencia y te informaremos personalmente sin compromiso.

5 mascarillas caseras y económicas para el pelo seco

5 mascarillas caseras ideales para el pelo seco



5 mascarillas caseras y económicas para el pelo seco

Si tienes el pelo seco, aplicar de vez en cuando mascarillas caseras con ingredientes naturales te resultará muy útil. Le darás vigor, fuerza y brillo, además de mantenerlo hidratado. Con los alimentos que tienes en tu cocina puedes elaborar estas preparaciones de forma sencilla, sin perjudicar al medio ambiente ni gastar mucho tiempo. De paso, podrás ahorrarte unos eurillos.

5 mascarillas caseras para pelo seco que puedes hacer hoy mismo

No te pierdas las mejores mascarillas para pelo seco que puedes hacer en casa en tan solo unos minutos:

  • Aceite de oliva, aguacate y huevo. Esta mezcla de ingredientes -cuyo consumo, dicho sea de paso, también es positivo para la calidad y la salud de tu cabello- te permitirá tener una melena más brillante y reluciente, llena de vida. Para elaborar la preparación tan solo tienes que batir un huevo e incorporar -si es para un solo uso o persona- una buena cucharada de aceite de oliva. Posteriormente añade la pulpa de un aguacate preferiblemente maduro. Puedes incorporar también un poquito de mayonesa. Debes dejar que esta mascarilla casera para pelo seco actúe durante un cuarto de hora. Acto seguido, lava tu pelo con el champú y el acondicionador habitual y acláralo bien.
  • Aceite de almendras. Este hidratante y nutritivo aceite es fundamental para enriquecer y mejorar el aspecto del pelo seco. Hacerlo requiere una preparación muy sencilla. Tan solo debes mezclar tres partes de aceite de almendras por una de aceite de oliva. Ve incorporando una yema de huevo y una cucharada de germen de trigo que darán como resultado una mascarilla espesa y suave. Déjala en todo tu cuero cabelludo de raíz a puntas y permite que penetre en toda tu melena antes de lavarte el pelo.
  • Miel y plátano. Deberás machacar la fruta hasta obtener un puré, incorporando tres cucharadas de miel. También si quieres, aceite de almendras, idóneo para las puntas. Es importante dejar esta mascarilla para pelos secos durante media hora en tu cabellera. Los resultados hidratantes y embellecedores se notarán de inmediato.
  • Yogur: El yogur es uno de los ingredientes más destacados para preparar tus propias mascarillas. Puedes emplear un bote o seis cucharadas de yogur natural o griego -eso sí, sin azúcar- y si quieres que la mascarilla sea más completa, añadir huevo hasta que la pasta sea homógenea. Esta mascarilla es idónea para lograr la suavidad de la que en muchas ocasiones carecen los cabellos que son secos por naturaleza, o también como tratamiento reparador tras la prolongada exposición al sol del verano o la sequedad propiciada por un exceso de cloro o salitre.
  • Aloe vera: Te recomendamos tener tu propia planta de aloe vera en casa. Solamente deberás cortar un par de hojas -se regeneran, ¡no te preocupes!. la noche anterior, abrirlas y extraer su jugo que podrás conservar en un recipiente de vidrio y añadir una cucharadita de miel para completar el gel. Puedes aplicarla cada vez que te laves el pelo dejando que actúe entre 20 y 30 minutos. Su principal potencial es evitar la caída del cabello.

Y tú, ¿conoces más mascarillas caseras para el pelo seco fáciles de preparar y con los ingredientes de siempre?

5 mascarillas caseras ideales para el pelo seco