NHC

NHC

5 razones para donar pelo que es importante conocer

7 razones para donar pelo que es importante conocer



5 razones para donar pelo que es importante conocer

Si estás pensando en donar pelo queremos animarte a ello dándote una serie de buenos motivos para hacerlo. Muchas personas no conocen los beneficios que pueden aportar de forma altruista a otros que realmente lo necesitan debido a diversos problemas de salud, desde la pérdida de cabello debido a la quimioterapia a algunos tipos de alopecia.7 razones para donar pelo que es importante conocer

Existen numerosos centros y peluquerías que recogen pelo donado. Te resultará sencillo encontrar un punto donde vives, donde poder hacerlo. Sin más dilación, te aportamos un buen puñado de razones para donar pelo que deberías saber.

Por qué deberías donar pelo: 5 motivos para aportar tu grano de arena

  • Tu pelo volverá a crecer: No es una decisión tan importante. Ni mucho menos irreversible. Mientras, servirás de ayuda para una persona cuyo pelo no puede crecer en estos momentos o no volverá a hacerlo nunca. Relativiza tu corte de pelo: tu melena, si así lo deseas, volverá a lucir frondosa. Y habrás realizado una buena acción que para ti no supone tanto.
  • Cabello necesario para personas sin recursos: Para muchas asociaciones -algunas vinculadas al cáncer en mujeres o al cáncer infantil- tu pelo es el material apropiado para fabricar pelucas que tendrán un coste 100% gratuito para pacientes con escasos recursos económicos.
  • Cambio de look: Si precisas un buen motivo que te impulse a tomar la decisión, podrás donar pelo y de paso, atreverte a arriesgarte con una apariencia diferente como el corte bob o pixie.
  • Sanearás el cabello: Recuerda que para sanear el pelo, especialmente tras la exposición prolongada al sol durante los meses de verano o si llevas mucho tiempo sin cortarlo -lo que propiciará que tengas las puntas abiertas- es bueno que pases por la peluquería. Si lo cortas en buena proporción eliminarás toda la superficie maltratada. Lograras un cabello más brillante, fuerte, elástico y resistente.
  • Podrás comenzar un largo camino de voluntariado: Tal vez donar pelo sea el primer paso para comprometerte con más iniciativas sociales, solidarias, ambientales o humanitarias. Puedes acudir a un evento a informarte. Acceder a la web de Mechones solidarios o rastrear las más de 500 peluquerías solidarias con las cuales puedes donar pelo en España.

Eso sí, no te olvides de los requisitos: tener el pelo limpio y seco. Longitud mínima sea de veinte centímetros o cortar las capas por separado.

A qué edad es más común que se empiece a caer el pelo

Primer año caída del pelo



A qué edad es más común que se empiece a caer el pelo¡

Son muchas las personas que quieren saber a qué edad es común que comience a caer el pelo. Lo que se conoce como alopecia. Como ya hemos comentado en numerosas ocasiones, obedece a causas muy diversas. La más común se trata de la variante androgenética, también conocida como calvicie común.Primer año caída del pelo

Lo habitual, en líneas generales son dos casos. O bien que se inicie en la adolescencia o al comienzo de la edad adulta. Expresándose por completo en torno a los cuarenta años de edad, siendo estos patrones de edad comunes para ambos sexos.

Aproximadamente la mitad de los hombres y de las mujeres padecerán alopecia a lo largo de su vida. Una cuarta parte de los varones sufren calvicie común a partir de los 25 años. Porcentaje que sube al 40% al cumplir los 40 años. Y hasta un 50% precisamente en la cincuentena. En las mujeres se manejan cifras similares. Más bajas con respecto al porcentaje de afectadas en la juventud. Cada vez es más común el factor psicológico y el estrés incida en el problema. De hecho, un 60% de las personas tienen su primer caso de caída de cabello a partir de los 20 años.

Detección temprana de síntomas, la clave

Es fundamental estar alerta ante la aparición de los posibles primeros síntomas -sin confundirlos con la caída estacional-. En todos los casos el folículo piloso sufre una miniaturización progresiva previa al pelo terminal. Esto es fruto del efecto de los andrógenos -siendo el más activo la hormona dehidrotestosterona-. Algo que se manifiesta en diferentes áreas sensibles según la persona sea hombre o mujer.

En el caso de los varones los andrógenos que propician la alopecia androgenética suele ubicarse en la zona media. Encima de la frente y la coronilla. Afectando en la zona superior y central de la cabeza a la mujer, que experimenta cómo su cabello clarea y pierde densidad. En un lenguaje más coloquial. Lo habitual es que los hombres tengan entradas y pérdida difusa en la parte superior de la cabeza. Las féminas, en lugar de una pérdida tan obvia de pelo o calvicie total en algunas áreas experimentan un retroceso de la línea de implantación del pelo, dejando posiblemente a la vista el cuero cabelludo.

En todos los casos y a todas las edades en las que se sufre la alopecia o esta da comienzo tiene lugar un acortamiento y adelgazamiento de los cabellos. Se pierde tanto diámetro como longitud. Constituyendo el rasgo más importante de la alopecia androgenética. Si percibes que tienes el cabello fino, más claro y velloso deberías consultar con un especialista. Solo tras un diagnóstico médico podrás saber las posibles soluciones -que según el grado temprano o avanzado podrán ser desde implantes a cabello sin cirugía, tratamientos con láser o un largo etcétera-.

En cuanto a la edad, es importante resaltar que las tipologías de alopecia que no son la androgenética no pueden relacionarse con ninguna edad concreta. Ya que por ejemplo la difusa está vinculada a las hormonas y a causas endocrinas. Desde problemas de tiroides al efecto de algunos medicamentos. La areata tiene sus raíces en factores tan diversos como el estrés emocional, factores genéticos o reacciones autoinmumes y a la hipersensibilidad. La cicatricial puede acontecer a cualquier edad -teniendo como variantes la subtipologías primaria, adquirida o secundaria-, pudiendo aparecer sin motivo previo alguno tras procesos tumorales, infecciones, tratamientos como la radioterapia, alteraciones del folículo o factores hereditarios.

Factores de la caída del pelo en mujeres o alopecia femenina

Factores de la caída del pelo en mujeres o alopecia femenina



Factores de la caída del pelo en mujeres o alopecia femenina

La mitad de las mujeres sufrirán alopecia femenina a lo largo de su vida. Un problema que ha crecido en los últimos años como consecuencia del estilo de vida. La alimentación deficiente, un mayor estrés -vinculado a mayor incidencia de problemas como la ansiedad y la depresión. Los problemas económicos que ha acarreado la depresión o la incertidumbre laboral- o un estilo de vida plagado de malos hábitos para el cabello.Factores de la caída del pelo en mujeres o alopecia femenina

En este artículo queremos repasar cuáles son algunos de los principales factores de la caída de pelo en mujeres o alopecia femenina. No se debe confundir con una caída normal -entre 50 y 100 cabellos al día- o con la caída estacional propia del otoño. Cuando las cifras están por encima de la media algo sucede. En el caso de las mujeres, el cabello comienza a clarear y a perder densidad es importante consultar el problema con un especialista. Realizar el pertinente diagnóstico y prescribir el tratamiento adecuado es esencial. Otros síntomas son el pelo más quebradizo, el aspecto opaco y la pérdida en el área frontal de la cabeza.

Para que puedas salir de dudas, te contamos cuáles son los posibles causas y orígenes de la caída del pelo en mujeres, al margen de la genética.

Factores que propician la caída del pelo en mujeres

  • Factores hormonales. Durante el embarazo, la lactancia o la menopausia puede producirse pérdida de cabello. Existe una causa clara motivada por cambios hormonales como la caída de estrógenos -que repercute en un menor grosor del cabello-. La alopecia femenina también está vinculada a problemas de tiroides, ovarios poliquísticos, 
  • Estrés. Aunque en muchas ocasiones tiene un carácter temporal, el estrés a largo plazo puede propiciar toda clase de problemas en el organismo. Dentro del deterioro de la salud física y mental también destaca la pérdida de pelo. El estrés reduce el flujo de sangre al cuero cabelludo y debilita los nutrientes que recibe el folículo piloso. Es importante intentar detectar y paliar las causas que generan el estrés.
  • Una alimentación deficiente. Si no tomas las vitaminas y minerales que tu cuerpo necesita es muy probable que tu cabello se resienta. Se provocara deficiencias nutricionales y enfermedades como la anemia, vinculada a la caída de cabello. La carencia de zinc, hierro o selenio es mortal para el pelo. También el consumo excesivo de carbohidratos motiva que las glándulas sebáceas produzcan un exceso de grasa imposible de regular por el folículo piloso. No te olvides de tomar al día las dosis recomendadas por la OMS de proteínas, grasas saludables y frutas y vegetales frescos. Así como beber la cantidad recomendada de agua al día.
  • Tratamientos fármacológicos. Diversos tipos de medicamentos como los anticoagulantes, los antidepresivos, los corticoides. También algunos antibióticos y la quimioterapia pueden propiciar la caída de cabello, una cuestión que deberás abordar con tu médico.
  • Enfermedades capilares. La caspa, el exceso de oleosidad o el efluvio telógeno también pueden propiciar caída de pelo en mujeres.
  • Factores ambientales. No hay que olvidarse de los factores exógenos. Los productos agresivos para el cabello, un excesivo uso de plancha del pelo o secador, así como tintes de mala calidad o exceso de decoloración.

5 ventajas de las extensiones naturales para tu pelo

tratamientos capilares en Madrid y Valencia



5 ventajas de las extensiones naturales para tu pelo

tratamientos capilares en Madrid y Valencia¿Estás pensando en ponerte extensiones naturales y todavía no conoces sus amplias ventajas? Este tipo de complemento es ideal. Existen personas que desean lucir una bonita melena larga pero que por motivos de peinado y corte de pelo no pueden. O por debilidad, caída y pérdida de cabello no puedan usar el suyo propio.

Las extensiones naturales tienen una apariencia brillante, saludable. Se acoplan perfectamente a tu melena, añadiendo volumen y aportando el resultado deseado. Permiten explorar un universo de posibilidades con tu pelo: peinados, recogidos y toda clase de combinaciones. En este post repasaremos los beneficios de decantarte por ellas en lugar de las extensiones sintéticas. Éstas tienen aspecto es más artificial, su material de peor calidad y su durabilidad, menor.

5 razones para decantarte por las extensiones naturales

  • Personalización al máximo. Este tipo de extensiones te permiten seleccionar el color, la forma y la textura para que congenien con tu cabello. Por tanto, pueden ser de una tonalidad distinta si así lo deseas lisas, rizadas y teñidas, pero con un tacto idéntico al cabello normal. Además, ganarás volumen y por tanto, está recomendado para aquellas melenas más lacias, débiles o quebradizas. Además, te permitirá cambiar de look de golpe. 
  • El mismo cuidado que el resto del pelo. Las extensiones naturales no requieren ninguna clase de cuidado especial o compra y aplicación de productos específicos adicionales. Debes cuidarlas como al resto de tu cabellera, usando las mismas pautas de higiene, el mismo champú y acondicionador o el mismo cepillo.
  • Máxima versatilidad y flexibilidad. Podrás manejarlas a tu antojo, ya que puedes teñir las extensiones naturales cuando lo desees, cortarlas, rizarlas, ondularlas y peinarlas como quieras durante el tiempo que las lleves. Si por ejemplo, te has cortado el pelo más de lo que querías puedes volver a tenerlo más largo al instante gracias a esta alternativa, cuyo resultado será idéntico al resto de tu pelo.
  • Comodidad. Una vez que te las ponga una persona profesional -también debe ser el responsable de extraerlas- podrás lucirlas de forma cómoda, sin problemas de tirones, mala colocación, picores o molestias capilares. Además, cabe destacar que al estar anexionadas a tu cabello natural, no interfieren con el proceso de crecimiento en lo absoluto, ni tampoco lo dañan, estropean, resecan o interfieren con los procesos naturales relativos al mismo.
  • Protección del pelo natural. Si acostumbras a cambiar mucho de look, eres una persona creativa con tu pelo, te gusta llevar colores diferentes o estar al tanto de las últimas tendencias, las extensiones naturales te permiten modificar de apariencia protegiendo tu auténtico pelo y reduciendo los abusos y daños de las mechas o los tintes periódicos, cuidando más tu cabello.

En el caso que todavía no te has decantado por las extensiones naturales, este es el momento propicio. También Si las usas habitualmente, puedes dejarlos un comentario relatando tu experiencia con este complemento que aporta volumen, belleza, extensión y personalidad a tu cabello y a tu look diario.

 

Por qué NO deberías comprar una peluca sintética

Por qué NO deberías comprar una peluca sintética



Por qué NO deberías comprar una peluca sintética

Por qué NO deberías comprar una peluca sintéticaSi estás bajo tratamiento oncológico, es muy posible que ante la pérdida de cabello te plantees comprar una peluca sintética o de pelo natural. Sin embargo, las razones de peso para decantarte por la segunda opción son muchas. Las primeras, pese a constituir una opción más económica e inmediata, pueden presentarte numerosos problemas. Además, no cuentan con el grado de precisión y parecido a tu cabello habitual.

Mientras que una peluca oncológica elaborada con pelo natural se hace paso a paso de forma personalizada buscando tener las mismas características que tu cabello -forma, textura, color, corte y peinado-, se adapta perfectamente a tu cabeza sin provocarte erupciones ni molestias ni precisar enganches como una goma, la peluca sintética presenta numerosos inconvenientes como los que detallamos a continuación.

5 razones para no comprarte una peluca sintética

  • No son flexibles. Las pelucas sintéticas no pueden personalizarse a tu gusto y estilo, ya que no poseen la flexibilidad de las pelucas de pelo natural. Estas pueden tener tu color exacto, moldearse a tu antojo o peinarse como desees.
  • Poco realistas para el pelo largo. Cuanto más largo sea tu cabello, peor sientan. Más se perciben como menos naturales. No guardan un parecido tan estrecho con tu pelo original. Pese a que su mantenimiento es escaso -siempre guardan su forma original y no pueden secarse al aire-, no admiten secador, pueden enredarse y estropearse y su apariencia resultar más deslucida.
  • Menor comodidad. Debido a los materiales con los que están realizadas -que resultan en un menor coste económico-. Las pelucas sintéticas son menos cómodas que aquellas que se hacen exclusivamente para tu con cabello natural europeo. Tanto la sujeción como el hecho de llevarla permanentemente en la cabeza pueden ocasionar más molestias. También picores e irritaciones en el caso de una peluca sintética. Dependiendo de su coste, puede que sus materiales no sean hipoalergénicos y además, que tampoco sea transpirable.
  • Duran menos. Las pelucas de cabello orgánico se caracterizan por su larga durabilidad, sirviendo para acompañarte durante todo el período de la quimioterapia y los meses o años posteriores, hasta que tu pelo natural vuelva a crecer. Sin embargo, las pelucas sintéticas se devalúan más rápido porque sus estándares de calidad son más bajos.
  • Falta de asesoramiento profesional. Al formar parte de una fabricación en serie no puedes elegir los detalles ni contar con la tutorización y la guía de médicos, especialistas o peluqueros profesionales que adapten todas las características de la peluca, te asesoren con su mantenimiento, dejen el peinado, el corte, el color y la textura exactamente idénticos a tu cabello natural, resuelvan tus principales dudas y problemas o te acompañen en el proceso de encargo y confección de la peluca.

Desde luego, si deseas contar con una peluca que reproduzca con exactitud tu pelo de siempre, no optes por una peluca sintética y decántate por una opción orgánica, elaborada a base de pelo natural europeo y que satisfaga tus necesidades en un proceso tan delicado como el que acontece mientras atraviesas un tratamiento oncológico.